Qi Gong

Los horarios ajustados, el tráfico, las responsabilidades, la contaminación, el trabajo sedentario, la baja calidad de los alimentos, el ruido urbano, la falta de ejercicio… la lista de factores que aumentan nuestro nivel de estrés cada vez es más larga.

Cada día en nuestra vida cotidiana hay muchas agresiones a nuestra salud que no son fáciles de evitar e incluso hay algunas a las que es imposible escapar, como los residuos de la combustión en el aire que respiramos. Resulta necesario para mantener una calidad de vida aceptable hacer algo por nuestra salud, para limpiar nuestro organismo de toxinas y mantener nuestra energía vital en equilibrio.

Durante milenios las culturas tradicionales orientales han desarrollado métodos de ejercicio personal fáciles de aprender y agradables de practicar que mantienen y mejoran nuestra salud. No es necesario pasar horas haciendo clases agotadoras para las que no estamos preparados, ni tenemos energía disponible para gastarla levantando pesos o corriendo por parques rodeados por gran cantidad de tráfico.

En el centro ofrezco una alternativa de ejercicio suave y armonioso que puede practicar cualquier persona sea cual sea su estado físico, dirigido a recuperar la movilidad de las articulaciones, conseguir un equilibrio energético apropiado y, sobre todo, a conseguir reducir el nivel de estrés.

Volver a la página de Inicio

Anuncios